Seguidores

23.4.15

Al fin entendí la frase de la semana.

23:28
Me bastó con encontrarme con una vieja amiga para darme cuenta de lo que quiere decir la imagen, ¿por qué? resulta que ya tengo planeado quedarme todo el finde en casa adelantando clases, practicando y teniendo un momento conmigo misma, que tanto me hace falta. Éstas últimas semanas fueron lindas pero me la pasé estando acompañada desde que me levantaba hasta que me acostaba, y si bien tenía un día para hacer nada aparecía alguien que quería pasar tiempo conmigo. Lo disfruté, obviamente, pero ahora tomé la decisión de estar completamente sola, haciendo mis cosas a mi manera, a mi ritmo y viendo resultados al final de la semana para después poder arrancar una nueva semana con amigos, familia y la universidad en sí.
Acá es cuando entra mi amiga y el sentido de la frase. Cuando me la encontré hablamos un rato y ya empezó a tirarme invitaciones a salir a tal lado u otro, diciendo que tenemos que juntarnos porque hace mucho que no lo hacemos. Al principio pensé en acceder, como siempre, pero a los pocos segundos me di cuenta de que eso no era lo que quería, sabía que no era lo que me iba a hacer feliz así que inmediatamente rechacé cada plan que me proponía. En un comienzo me puse un poco mal, pero después entendí que no me sirve de nada pretender querer hacer algo que no quiero. 
Ya en casa lo único que sentí fue alivio, porque sabía que había hecho lo correcto, no elegí superponer la comodidad de complacer a una persona con mis ganas de hacer lo que había planeado en un primer momento. Ahí recordé la frase de mi agenda y fui a leerla: ahora sé que hay ciertas cosas que no podes entenderlas del todo hasta que experimentes sentimientos y actitudes nuevas.

No hay comentarios:

Gadget

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

Visitas:

Páginas vistas en total